Nacional

Migrantes de rodillas piden a Dios que abra la frontera de EE.UU.

Los migrantes, acompañados por sus hijos, marcharon desde la garita de El Chaparral, donde están acampados actualmente, hasta la garita de San Ysidro.
 

Por Redacción

-
Migrantes de rodillas piden a Dios que abra la frontera de EE.UU. Migrantes de rodillas piden a Dios que abra la frontera de EE.UU.

Más de un centenar de migrantes centroamericanos pidieron la intercesión de Dios para que los "ayude" con la apertura de la frontera con Estados Unidos. Con una sesión de oración católica, algunos de ellos se arrodillaron en la ciudad de Tijuana, Baja California. 

Los rezos de los migrantes duraron poco más de una hora, tiempo en el que alzaron la voz, un acto religioso en el que recordaron que su compañero de viaje ha sido Dios, en quien expresaron su confianza para que el presidente Joe Biden y su gabinete cumplan la promesa de abrir las fronteras con México. 

Los migrantes, en su mayoría centroamericanos y acompañados por sus hijos, marcharon desde la garita de El Chaparral, donde se encuentran acampados, hasta la garita de San Ysidro y allí, de manera pacífica, se arrodillaron ante la mirada de cientos de conductores que pasaban por el paso fronterizo hacia Estados Unidos. 

Algunos llevaban camisetas de apoyo a la campaña de Biden, mientras que otros escribieron la palabra "libertad" en sus ropas, y en su camino dejaron claro que su intención no es llegar a Estados Unidos de forma violenta, sino de forma legal. 


En su mensaje, los centroamericanos pidieron a los medios de comunicación y a los reporteros que no aparezcan en imágenes de prensa, fotografías o videos, ni de su campamento, pues no quieren que nadie los identifique y les niegue el acceso a Estados Unidos, o los persiga por las situaciones que los hicieron huir de su país. 

La petición se replicó en El Chaparral, donde indicaron que no permitirán que reporteros o periodistas se acerquen a ellos, pues se sienten agraviados y dijeron que tienen derecho a permanecer en el anonimato. 

Sin agilizar el trámite

Actualmente en El Chaparral viven alrededor de 1.500 migrantes, entre niños y adultos, que serán contenidos por una valla que instalará el municipio de Tijuana, según informó el miércoles la alcaldesa Karla Patricia Ruiz. 

El martes, Roberta Jacobson, asistente especial del presidente Biden para asuntos de la frontera sur, pidió a los migrantes que no se concentren en El Chaparral ya que, dijo, esto no agilizará el proceso de solicitud de ayuda humanitaria. 

"Venir a la frontera o esperar en un campamento, como sucede en El Chaparral, no les dará acceso prioritario para solicitar asilo o entrar a Estados Unidos", dijo la funcionaria. 

Por su parte, el delegado federal en Baja California, Jesús Alejandro Ruiz, advirtió que hay grupos de estadounidenses y líderes de albergues que están alentando a los migrantes a permanecer en El Chaparral, lo que consideró un acto ilegal. 

"Tener gente ahí es un delito porque los están exponiendo a la pandemia, a otras enfermedades y al clima", dijo a la prensa. 

Acciones

El martes, México y Estados Unidos acordaron buscar una "migración ordenada, segura y regular" en medio de un creciente flujo de centroamericanos, presiones políticas en Washington y el reclamo mexicano por la vacuna de la covid-19. 

El canciller mexicano Marcelo Ebrard y Jacobson encabezaron una reunión privada en Ciudad de México para abordar el tránsito migratorio desde Centroamérica, en particular de menores de edad no acompañados. 

 

En esta nota

  • Migrantes
  • Estados Unidos
  • Frontera
Sigue leyendo